Javi Guerra a la conquista de Madrid

El mejor maratoniano nacional buscará el triunfo en el EDP Rock ‘n’ Roll Madrid Maratón & ½ once años después de la última victoria española en categoría masculina.

Garantía de éxito. Eso es Javi Guerra cuando se trata de embarcarse en una aventura de 42,195 km. En la última década ningún otro maratoniano nacido a este lado de los Pirineos ha logrado hacerle sombra. Ni en marcas, ni en méritos adquiridos en alta competición. De ahí que la expectativa ante su futura prestación en las calles de Madrid sea máxima. Hablar de victoria no es cargarle de presión. Es ser realistas.

Javi Guerra compitiendo en el EDP Rock ‘n’ Roll Madrid Medio Maratón en 2018


Desde que dio el salto de la pista y el cross (especialidad que todavía frecuenta con magníficos resultados) al asfalto su hoja de servicios, al contrario que sus afiladas piernas, no ha hecho más que engordar. Dos veces campeón de España (2013-2018) de maratón, otro par de títulos en la mitad de la distancia (2016-2017), a los que sumar un cetro nacional en 10 km (2009); top 20 en los últimos tres Campeonatos del Mundo en los 42 km (su mejor puesto fue el 13º en Pekín 2015); dos cuartas plazas en los dos últimos Europeos; mejor marca española en suelo nacional (2:08:36, Sevilla 2018); único maratoniano español en los últimos 12 años en romper la barrera de las 2:09:00… Podríamos seguir, pero suponemos que tendrán cosas que hacer.


Será el tercer maratón que Guerra dispute en nuestro país, tras A Coruña (su debut en la disciplina, en 2013) y Sevilla, y el undécimo de su trayectoria deportiva. Precisamente once son los años que lleva el EDP Rock ‘n’ Roll Madrid Maratón & ½ sin ver a uno de los nuestros levantar las manos en la línea de meta (hablamos de categoría masculina, pues en ese lapso de tiempo, en 2013, asistimos a la victoria de Vanessa Veiga).


El segoviano no es nuevo ni en la ciudad (ha vivido y entrenado aquí muchos años) ni en la carrera (ha disputado dos veces la media maratón, en 2016 y 2018), pero se muestra “muy ilusionado de volver a competir ante mi afición en una prueba tan emblemática, con un circuito precioso donde la marca para mí quizás no será lo más importante; el objetivo es emular a mi amigo y compañero Chema Martínez, el ganador en 2008”. No será una empresa fácil, por lo que el machaque diario es innegociable: “Las cargas de entrenamiento están siendo muy buenas y de aquí al día 27 de abril espero hacer alguna tirada larga aprovechando tramos del circuito, concretamente en la Casa de Campo, un lugar al que suelo acudir habitualmente”.
Respecto a los rivales, prudencia pero nunca miedo: “Imagino que el nivel de los africanos será alto pero intentaré tener la misma prestación que en Sevilla, donde hice marca personal y llegué a meta en cuarta posición. Parece que estoy abonado al cuarto puesto… Sevillla, Zúrich, Berlín… pero no olvido que mi única victoria hasta la fecha ha sido en suelo español y quiero reencontrarme con esas sensaciones en Madrid”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies